Arroz con chorizo y carne (receta de aprovechamiento)

arrozchorizo

Sé que mis sobrinos se sentirán decepcionados cuando vean la receta, pero les aseguro que está requetebueno. Y es que en la casa de mis padres el arroz con chorizo era un clásico, mi madre lo hacía cuando no había nada en la nevera… y le quedaba muy rico. Pero nunca le gustó a mi marido, no porque fuera arroz de suegra, él siempre fue un gran fan de la cocina de mi madre y se llevaban muy bien. Tampoco entusiasmaba a mis hijas la receta de su abuela. Por eso la he tuneado, un poco, y la he hecho al estilo de mi propia abuela, que le añadía algo de carne al chorizo, y unos guisantes, además de un buen caldo de verduras o de pollo, para ella eso de guisar era una liturgia, y lo que mi madre hacía con el arroz era un sacrilegio.
Las tradiciones se reinventan, y cada uno puede modificarlas adaptándolas a sus necesidades o circunstancias. Espero que os guste, es muy barato y sirve para aprovechar lo que tengamos en la nevera, tanto de carne como de huerta.
Descargar receta escrita

Pestiños de Jerez, versión 3.0, los insuperables

pestiños jerez

Esta receta la ha hecho Ana, y y su prima Ana. Es tan auténtica como son ellas. La ha grabado un cámara profesional, Alejandro Toro, aunque la he editado yo, así que los defectos son adjudicables sólo a mí.

Digo que es la receta perfecta de pestiños, no sólo porque están extraordinarios, sino porque son los de verdad de Jerez, los de toda la vida, la auténtica “pestiñá” que se hace con la familia y los amigos, deprisa deprisa porque la masa de los pestiños no debe enfriarse, de ahí que mientras más manos mejor. Así que las medidas se hacen con una latita vacía, de las pequeñas, de leche condensada, porque es así como se miden las cosas tradicionalmente. Fue una fiesta, con sus copitas de anís, que alegran y amenizan siempre cualquier trabajo, y por supuesto en la mejor compañía.

Los Pestiños se hacen en Andalucía por ambas Pascuas, la Pascua de Navidad, y la Pascua de Resurrección. Los pestiños en la provincia de Cádiz son más por Navidad y en Sevilla son más de Semana Santa. Pero este dulce se hace en todo el ámbito mediterráneo, con ligeras variaciones, y no importa que seas cristiano, musulmán o judío.

Mirad el tamaño de los de la foto, son tan pequeños como mi dedo meñique, que es bien pequeño, y están crujientes, ligerísimos, casi hojaldrados. No dispongo de mejor foto que está, porque nos los comimos en un plis. Espero volver a hacerlos y renovar la imagen.

Un último consejo, enmela sólo los que te vayas a comer, el resto lo guardas en seco en un tupper o congélalos, siempre que lo vuelvas a pasar por miel estarán como recién hechos.

Descargar receta escrita.

 

[youtube https://www.youtube.com/watch?v=wptyWOOjbWg&w=640&h=360]

Minitartas sacher

La tarta de cumpleaños preferida en casa es esta (ya la había subido, una de las primeras recetas del blog), y hoy la hago en versión individual, por petición de mi hija “Chocolaterrrrrrrrrr”, que ayer fue su cumpleaños.

El primer adorno de chocolate blanco se lo puse demasiado pronto, el ganache estaba un poco caliente y se fue derritiendo leeeeentaente, de modo que quedó como los relojes derretidos de Dalí, en “la persistencia de la memoria”. Por eso hay que esperar a que se haya enfriado completamente para clavar la decoración de chocolate blanco, a no ser que te guste el efecto daliniano.

Descargar la receta escrita.

 

Pastel de Cabracho

Esta es una receta muy de los 90, que lanzó Arzak. A mí me entusiasma y en casa desaparece en un visto y no visto.

La receta me la dio mi pescadero, me decía que tenía que cobrar por ella. El secreto es poner mucho cabracho, no rellenar con pan rallado o miga de pan, mientras más pescado mejor, porque el cabracho tiene un sabor suave y amariscado, como de cangrejo de mar.

Debo decir que la Pescadería Beli, del Paseo de Europa, no es solo la mejor del barrio, sino una de las mejores de Sevilla, porque el pescado es fresquísimo, recién traído de Sanlúcar,  de Isla Crisitna o de Conil, y les hago propaganda aquí, no porque me diera la receta, sino porque son excelentes.

Pues nada a disfrutar.

Descargar la receta escrita.